Soluciona tus problemas de liquidez con un crédito personal

Ante un problema de liquidez, tradicionalmente tenías que armarte de valor e ir al banco. Las cosas han cambiado mucho con la aparición de la figura del crédito personal online.

Con la ayuda de Dinerando, aprenderás a utilizar los créditos personales. Además, podrás comparar las diferentes ofertas de crédito personal y tendrás acceso a la que más te conviene en un solo clic.

Qué es un crédito personal online

Un crédito personal es un pequeño préstamo de una duración limitada. El crédito personal ha sido pensado especialmente para aquellos que necesitan remediar un problema de liquidez puntual.

El crédito personal es, por lo tanto, utilizado por todo tipo de personas que necesitan hacer frente a ciertos gastos rápidamente y no tienen el disponible necesario en ese preciso momento. Las situaciones en las que el crédito personal es utilizado son de lo más variado: el pago de impuestos, una obra urgente en casa, gastos médicos, un mes especialmente cargado de facturas y un largo etcétera.

En qué se diferencia un crédito personal online de un préstamo bancario tradicional

Hasta ahora, cuando existía una tensión de liquidez, la solución difícil de encontrar. La única salida, aparte de encontrar la ayuda de un familiar o de un amigo, era acudir al banco.

Los bancos ofertan efectivamente préstamos personales, pero conseguirlos es realmente complicado dadas las condiciones draconianas impuestas a los solicitantes, especialmente tras la crisis. Además, solicitar un préstamo personal en un banco es un proceso lento y que implica gran cantidad de papeleos.

El crédito personal online nace como respuesta a la necesidad de aquellas personas que requieren ayuda financiera y que la requieren ya. Su solicitud se puede hacer desde cualquier ordenador o dispositivo móvil, no requiere papeleos y su concesión es extremadamente rápida.

Ventajas del crédito personal online frente al préstamo bancario tradicional

El crédito personal ha sido diseñado con el consumidor en mente y de ahí, sus grandes ventajas frente al préstamo bancario tradicional.

  1. Puedes pedir tu crédito personal en cualquier momento y desde cualquier lugar

    El crédito personal online se solicita y tramita a través de internet de modo que no tendrás que esperar al lunes por la mañana para ir corriendo a tu banco. Tú decides el instante en el que necesitas tu dinero: de día o de noche, en día de semana, durante el fin de semana o en día festivo. Cualquier momento es bueno para pedir tu crédito personal, que será atendido al instante.

    Como la solicitud es online, también tendrás total control sobre desde dónde la realizas. Por tranquilidad, muchos deciden hacer la solicitud de su crédito personal desde la comodidad de su hogar, pero también ahí, tú tienes el control.

    Se acabaron las colas en el banco. Lo único que necesitas ahora es un ordenador personal, tablet o teléfono inteligente provisto de conexión a internet.

  2. La solicitud del crédito personal es sencilla

    Solicitar un crédito personal online es realmente sencillo. Tras haber dado con la oferta que te interesa, los pasos a seguir son un juego de niños.

    • Comprueba que la cantidad que has indicado es la que realmente necesitas y que podrás devolverla sin problemas en el plazo que has elegido.
    • Rellena el simple cuestionario de solicitud del crédito personal, que consta de diferentes secciones: datos personales (nombre completo, dirección, teléfono, correo electrónico, nacionalidad, NIF o NIE), información laboral (si lo tienes, tipo de trabajo, sueldo, tipo de contrato, antigüedad) y otros datos financieros (ingresos recurrentes, gastos fijos mensuales).Es importante que toda la información que aportes sea correcta para no retrasar la aprobación de tu solicitud. Y naturalmente tampoco te olvides de indicar el número de tu cuenta, que servirá para ingresarte el dinero que tanto necesitas.
    • Envía tu solicitud con un simple clic.

    Unos pasos sencillos que nada tienen que ver con lo que te enfrentas cuando acudes directamente al banco: entrevistas, formularios, complicadas preguntas, fotocopias, esperas.

  3. Con el crédito personal, se acabaron los papeleos

    Todos sabemos de la gran cantidad de interminables formularios que tenemos que rellenar y de la larga lista de documentos justificativos que tenemos que aportar cuando solicitamos un préstamo a un banco.

    Las empresas de créditos han querido simplificar las gestiones al máximo. Por eso, al solicitar un crédito personal, los cuestionarios son cortos, sin complicaciones y pocas veces se te pedirán documentos justificativos o, si se requieren, serán los mínimos.

    Las compañías harán sus verificaciones usando sus fuentes fiables de información sin necesidad de que tú aportes todo tipo de datos o justificantes.

  4. El dinero llega inmediatamente a tu cuenta

    Tu solicitud será revisada casi instantáneamente, sin importar la hora o el día del año. Tan pronto haya sido aprobada, recibirás los fondos directamente en la cuenta que hayas indicado en el momento de solicitar tu crédito personal.

    El lapso de tiempo entre el envío de tu solicitud de crédito personal y la recepción del dinero en cuenta es variable. Depende de la empresa de créditos y de las características de tu dossier. Sin embargo, suele ser un proceso rapidísimo. En muchos casos, recibirás tu dinero en solamente 15 minutos.

    Ni decir tiene que un préstamo a través de un banco no te permitirá disponer de tu dinero tan rápidamente. La aceptación de tu solicitud será más complicada y, en el caso de que la entidad financiera acceda a prestarte el dinero que necesitas, en general tendrás que esperar tres o cuatro semanas para tener el dinero finalmente en tus manos.

  5. El crédito personal es compatible con ASNEF o RAI

    El crédito personal es más fácil de obtener que el préstamo tradicional porque las empresas de créditos se fijan en lo que realmente importa, la capacidad de pago del cliente.

    Estudiarán tu solicitud para comprobar que tienes efectivamente un problema puntual de tesorería y que podrás devolver la cantidad que requieres en el plazo que indicas. Si la respuesta es positiva, validarán tu solicitud e ingresarán el dinero en tu cuenta, sin importarles tu situación.

    Este interés en tu situación financiera real en el momento actual se traduce en que las empresas de créditos personales acepten con frecuencia clientes incluidos en ficheros de morosos, como ASNEF o RAI. Esto es algo simplemente inimaginable en un banco.

    Por si fuera poco, el crédito personal tampoco es incompatible con otras situaciones en las que en principio podríamos pensar que la aceptación será difícil. Las empresas de créditos personales también cuentan con muchos clientes que no tienen ni nómina ni avales.

¿Convencido del interés del crédito personal? Solicita ya tu crédito personal al mejor precio

A sabiendas de los grandes beneficios del crédito personal, es muy posible que quieras hacer uso de él en un momento de estrechez y naturalmente querrás dar con la mejor oferta, es decir, con la oferta que se ajusta más a tus necesidades y es la más barata.

Dinerando está aquí para ayudarte en esta labor. Nuestro portal compara las mejores ofertas de créditos personales del mercado para que puedas escoger la que más te conviene.

Somos un grupo de expertos totalmente independientes de modo que nuestros consejos jamás están sesgados. Comparamos las características principales de cada crédito personal para ponerte las cosas realmente fáciles.

Si tienes cualquier tipo de dudas acerca del crédito personal, las ofertas o tus finanzas, puedes ponerte en contacto directamente con nosotros. Estaremos encantados de ayudarte a través de nuestro foro.

Además, en nuestra web podrás leer gran cantidad de comentarios de personas que han hecho recurso al crédito personal y han utilizado los servicios de las empresas de créditos. Ellos explican con sus palabras cómo ha sido su experiencia con la empresa, lo bueno y lo malo. Así tendrás absolutamente todos los detalles sobre la oferta que has retenido.

¿Todo esto en una web? Así es. En Dinerando entendemos la urgencia de conseguir dinero y queremos que no pierdas ni un minuto.

El proceso de solicitud de un crédito personal es simple y rápido. Ahora, la búsqueda de una empresa de créditos barata y fiable también va a ser sencilla e instantánea.

Queremos, en definitiva, que buscar una empresa de créditos sea una experiencia en la que el estrés no tenga cabida. Se acabaron las noches en blanco esperando por precios de financiación o una respuesta tras una solicitud de préstamo.

Nuestro funcionamiento no tiene ningún misterio. Indica cuánto dinero necesitas y en qué plazo podrás devolverlo. A partir de ahí, lanza tu búsqueda. En un instante, estarás ante una serie de empresas listas a ayudarte y concederte el crédito personal que requieres.

La comparación te proporcionará toda la información que necesitas para seleccionar la empresa y la oferta que te corresponde. Tendrás acceso al precio del crédito personal, pero también a otras características muy importantes como pueden ser el interés ofrecido, si existen comisiones asociadas a la contratación, el tiempo de aprobación de la solicitud, si se exige algún justificante o no, o si se aceptan clientes con ASNEF o RAI.

Gracias al comparador de Dinerando, sabrás que crédito personal te conviene solicitar en un abrir y cerrar de ojos. ¿A qué estas esperando para probarnos?